Cada vez que recordamos el renacimiento vienen a nuestra memoria una cantidad innumerable de cuadros magníficos obras que han trascendido la barrera del tiempo, sin embargo la protagonista de este relato una mujer guerrera, alquimista, especialista en belleza y privilegiada cortesana de la que solo existe un retrato que nos deja la ilusión de ser más un personaje mitológico que real.

IMG_8155

Enemiga del Papa Inocencio III y de Cesar Borgia, quien la hizo su prisionera. Así mismo con 7 meses de embarazo cruzó a caballo el Tibet y se puso en el frente del castillo de Sant´Angelo. Son algunas de las travesías que dejaron los historiadores sobre Catalina Sforza, sin embargo su hazaña más grande fue haber escrito en pleno siglo XV un libro con sus recetas de belleza el cual llamo “Experimentos”.

Esta extraordinaria obra se convirtió en un éxito (lo que llamaríamos hoy un Best Seller) pues en ese momento las condiciones de higiene eran prácticamente nulas, a la par de una fascinación colectiva por lucir totalmente impecables bajo los cánones establecidos para ese entonces, piel extremadamente blanca (llevarla bronceada era símbolo de estar bajo el sol como la servidumbre) frente totalmente despejada, cabellos rubios dorados y cejas prácticamente extintas de los rostros.

libro de belleza

Catalina era admirada por su belleza, lozanía y el olor exquisito que dejaba a su paso de allí la fama que le precedía pues al terminar cada una de sus fórmulas dejaba asentado “lo certifico” como sello de garantía.

Dentro de estas maravillosas páginas podemos encontrar el  Tónico Capilar compuesto por excremento de golondrinas con grasa de lagarto. La crema facial nocturna cuyos ingredientes principales eran el sebo de cerdo con unos toques de bilis de carnero.

Para hacer crecer el cabello nada mejor que hervir hojas de malva y trébol con perejil. Solución para las temidas arrugas y machas en la cara mezclar azúcar, clara de huevo con agua de nueces.

Experimentos igualmente incluía  recetas para la elaboración de pomadas, ungüentos, aguas, perfumes, maquillaje y consejos para reconciliar los matrimonios (quizás porque sacan canas a más de uno). Aunque fue  tildada de hereje por los más religiosos este libro fue adoración para los más vanidosos. Salió nuevamente publicado en 1933 causando el mismo revuelo de unos siglos antes.

Carolyn A

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s